Churata: a través de marco Bosshard


Votación: 192 votos

Escribe: Boris Espezúa Salmón | Opinión - 26 abr 2015

El pasado viernes 10 de abril, se presentó el libro “Churata y la vanguardia andina”, de Marco Thomás Bosshard, en la Casa de la Cultura de la Municipalidad Provincial de Puno. Aquí el comentario general del libro:

La entrega de este texto crítico es un aporte al conocimiento de la vida y obra de Gamaliel Churata. Según Helena Uzandizaga, quien realiza un relevante prólogo al libro y por quien contamos con una edición de lujo de la serie Letras Hispánicas de la editorial Cátedra de Madrid-España de “El Pez de Oro”, quizás una de las ediciones más completas y mejor cuidadas de este libro cimero. En nuestro país ya se conocían algunos artículos de Booshard y es saludable que ahora se conozcan como una unidad sólida en este texto, que edita el Centro de Estudios Literarios “Antonio Cornejo Polar” con el trabajo de traducción del alemán al español de la narradora Teresa Ruiz Rosas. El libro se dio a conocer en el idioma alemán en el año 2002, consta de cuatro capítulos que a continuación pasamos a comentar: El primer capítulo nos muestra la biografía de Churata y el desarrollo del contenido del libro “El pez de oro”, desde los estudios de Luis Alberto Sánchez, José Tamayo Herrera, Miguel Angel Huamán, Manuel Pantigoso, Guissela Gonzáles y Ricardo Gonzales Vigil, de cuya discusión con los autores se tiene una valoración exegética de dicha obra. De allí se puede inferir que Sánchez calificó al libro de complejo pero ilustrado, que Tamayo no lo entendió y que dijo que era una oportunidad perdida de Churata, en tanto que Gonzales Vigil lo relaciona al Surrealismo, Huamán dice que El pez de oro es performativo con singularidades lingüísticas, y Pantigoso propone su debatible propuesta del Ultraorbicismo. Una característica que se destaca, además, es el hibridismo de la obra, que el autor la enfatiza y deja como un espacio de controversia que daría para un mejor debate sobre el hibridismo. Ya sabemos que el propio Churata lo calificó así a su texto, pero no aceptó el hibridismo o sincretismo en la sangre, pero sí en los proyectos ideo-estéticos. En el segundo capítulo se habla del gamonalismo. Justamente Churata tiene un relato titulado “El Gamonal”, que describe en forma descarnada esta realidad del siglo pasado, que subsiste en la mentalidad colonial en inocultables acciones racializadas que se practican en nuestra cotidianidad peruana. Igualmente, explica los rasgos fundamentales del Boletín Titikaka, que tiene que ver con una postura vanguardista andina con un enfoque indoamericano hacia la creación de una nueva conciencia histórica. Se realiza una apreciación desde el indigenismo de Luis E. Valcárcel y José Uriel García; la dicotomía se presenta entre tradicionalismo y progresivismo, aspectos que deben ayudar a caracterizar y definir el aporte de Churata. Se menciona varios tipos de indigenismo en el Perú, en los cuales la obra de Churata ni se contrae totalmente a los mismos, ni se sale completamente de sus contextos. Siendo inclasificable y singular en su planteamiento.

El tercer capítulo evidencia el fondo del pensamiento de Bosshard sobre El Pez de Oro. Su teoría de la Epistemología monista tiene un fundamento filosófico, referido a la unidad celular que contiene todo: Universo y semilla. Churata sostiene que: “El hombre es todo en uno o, no es” en su planteamiento donde rechaza el dualismo platónico y señala que el cuerpo y espíritu son inseparables; es un vínculo que abraza lo material e inmaterial. Este mismo enfoque lo encontramos en Estermann, que nos habla de la unidad andina persona-naturaleza (plenamente compenetrados) y nos habla que la modernidad liberal más bien es una no unidad porque separa al hombre de la naturaleza. En este mismo capítulo desarrolla la historia mítica que se desarrolla en la obra churatiana. El mito, que como sabemos es un saber primigenio que se remonta a los inicios de la humanidad, y que configura una explicación del hombre y del universo a través de los arquetipos o simbolizaciones que reemplazan a otras formas de conocimiento y tienen que ver con el carácter sagrado y la integralidad de lo que nos rodea. La propuesta claramente mítica en Churata está en el simbolismo del Khori Chalwa, el Pez que brilla desde las profundidades del Lago Titikaka, es la fundamentación de nuestra existencia con una apreciación de la antropogénesis o el carácter genésico que viene desde Wiracocha hasta la infinitud de nuestro linaje. Asimismo, se refiere a las sirenas míticas, que son símbolos de ensueños y de misterio en el altiplano. Para finalizar, en este capítulo Bosshard explica la organización rizomática de Deleuze y Guatari, cuya teoría es una de las novedades para el análisis del presente texto y que nos ayuda a comprender el tiempo andino que fundamenta la funcionalidad del texto como un devenir en construcción, con una estructura arborescente que si bien efectivamente puede aplicarse al Pez de Oro de Churata, permite mayor accesibilidad al texto, puesto que no depende de un eje, o de una sola raíz. En el Cuarto capítulo, el autor desarrolla el carácter vanguardista de la obra de Churata. Se habla del surrealismo. No olvidemos que el surrealismo es una irreverencia, una inconformidad que rompe estructuras rígidas. Personalmente no comparto esta relación con el surrealismo, porque no es compatible con la postura contrahegemónica que Churata criticó y a la que el surrealismo apañó. Este afán innovador que otros llaman ultraístas o surrealistas no aporta en absoluto a una mejor orientación del lector del Pez de Oro, sino que, por el contrario, sirve para que siga aumentando la aparente incoherencia en el acto de su lectura. Ricardo Gonzáles Vigil es uno de los que sostiene la existencia de elementos surrealistas en Gamaliel Churata y Alejandro Peralta. Sobre el carácter vanguardista en Churata, no quepa ninguna duda de que se trata de uno de los aportes atípicos más importantes de las contribuciones en vanguardias del siglo XX. No es un vanguardismo individualista desde el enfoque europeo, sino un vanguardismo intragrupal, colectivista arraigado a los andes.

Uno de los aspectos que Marco Bosshard deja para que el debate continúe, es cómo puede clasificarse o caracterizarse el libro El Pez de Oro, de Churata. Sobre ello existen propuestas como la de García Canclini, quien señala que podría ser una propuesta de transculturización; según Antonio Cornejo Polar, estaría enmarcado en la heterogeneidad literaria; el propio Marco Bosshard sostiene que sería una propuesta postcolonial, lo que con seguridad seguirá generando debate en los próximos años.

Otro aspecto que deja zanjado el autor es que El Pez de Oro es una revalorización y modificación de la tradición literaria, en la medida en que el vanguardismo de Churata se funda en el vocabulario de un modernismo atípico y resulta alimentando un reservorio de metáforas que tiene sustratos del ande de la modernidad occidental y de la propia construcción, que fusiona como aporte propio ideo-estético. Convenimos con Bosshard que para comprender a Churata hay que tener y entender la identidad andina, comprender nociones de las corrientes vanguardistas, y entender filosofía occidental; así el lector no estará desprovisto de conjeturas, y contrariamente se deleitará de las propuestas del logos y locus de Churata.

La apreciación crítica a Gamaliel Churata aún tiene mucho que decir de este pontífice de nuestras letras. La parte de la mitología andina es todavía un campo que emplaza nuestro conocimiento apreciativo, así como su simbología, desde los sustratos hondamente andinos, la parte de la lingüística principalmente andina, igualmente es otro campo que desafía una crítica más aguda; luego tenemos el plano de la filosofía o runasofía, que es otro aspecto por el cual la fundamentación de una nueva epistemología, o conocimiento pluralista y transcultural de Churata es un llamado a la resistencia y a la afirmación de una autenticidad de cultura originaria.

En suma, este texto de Marco Bosshard, para este siglo que se inicia, es una aproximación con muchos méritos, que nos permite apreciar la obra y la trayectoria de un hombre signado para seguir llevando el estro de las reivindicaciones culturales de este lado del sur del país, de este lado del hondo sentir indio de los andes peruanos. Debemos los puneños agradecer a quienes sin ser de Puno, ni del Perú, como el profesor Marco Bosshard, nos permiten comprender el pedestal tan elevado a donde llegaron personajes de frente brillante como Churata.


ESPACIO PUBLICITARIOS

Video



Encuesta

¿Está usted de acuerdo con el proyecto de remodelación de la Plaza de Armas de Puno?



Archivo
Telf.: +51-51-350775, +51-51-327436 | Dir.: Jr. Cajamarca Nro. 274 - Puno, Jr. Salaverry 411 Of. 307 Plaza de Armas - Juliaca.
CORPORACION DECANO ALTIPLANICO S.A.C. Diario Los Andes
Diseño y Desarrollo Web: G!